LA AVENTURA DE MIGUEL DE LA QUADRA-SALCEDO

Cuando hablabas con Miguel de la Quadra lo mismo contaba el episodio de su hijo Rodrigo recorriendo el Amazonas a los 10 años, en una balsa llamada "Doña Sol", que citaba el momento en que Hollywood quiso contratar a su padre, un hombretón de 1,95 de estatura, o se remontaba hasta su antepasado Íñigo López de la Cuadra, que salvó la vida de Fernando el Católico cuando fue atacado en la plaza del Rey de Barcelona.

Miguel de la Quadra-Salcedo y Gayarre. Este hombre pertenece ya a la historia de Iberoamérica:.  En 30 de abril de 1932 Miguel, fue uno de los nacidos en la capital de España, aunque siempre se sintió del Valle de Salcedo y del Valle del Roncal, sitos en el País Vasco y Navarra. Su padre, Estanislao de la Quadra-Salcedo, murió siendo Miguel un niño y su madre María Gayarre,  que tenía un espíritu pionero  (fue admiradora del ingeniero y piloto Charles Lindbergh y hasta Miguel le llegó a conocer en la isla de Mindanao), le inculcó la aventura y el deporte al joven Miguel.

Con temprana edad,  estuvo en varias ocasiones tras una cámara de cine “kodak” de 16 mm.  Fue un joven atleta de lanzamiento de peso, martillo, disco y jabalina. En esta modalidad de lanzamiento de jabalina estilo español o Erausquin: A final de los años 50 Miguel de la Quadra-Salcedo utilizando el “estilo español ” o estilo “Erausquin”, técnica adaptada por Félix Erausquin de la barra vasca consiguió una marca de 82,80 m en Madrid el 21 de septiembre de 1956, superando ampliamente el récord español y también el récord mundial de la época. Pero la IAAF prohibió la técnica por peligrosa para los Juegos Olímpicos de Melbourne 1956 y anuló todos los registros previos, de todas formas el equipo español no acudió como protesta por la represión de la revolución húngara. En exhibiciones posteriores de carácter no oficial parece ser que superó esta marca ampliamente. Fue 18 veces internacional absoluto. Participó en los Juegos Olímpicos de Roma 1960. Posteriormente cuando acudió a los juegos iberoamericanos de Chile,  cambió su vida. La aventura, que desde entonces le guiaría sus pasos,  le atrajo y ya no regresó con el equipo español. Se enroló como arponero en una flota ballenera y después de estas venturas se fue al Amazonas. El ·gran río y la selva amazónica  fueron su segundo hogar a los que nunca dejó de regresar. En aquellos sus primeros viajes hizo desde buscador de oro hasta etnógrafo y siempre acompañado de su jabalina. Con su primera cámara que compró con el sueldo de ballenero, grabó la impresionante imagen de la anaconda, ésta fue pasto de la cazuela. Gracias a estas imágenes, cuando regresó a Madrid, se fue a RTVE y comenzó su vida como reportero participando en diversos conflictos, entre ellos la guerra Sirio-Israelí, Etiopia, Viet-Nam.

Vídeo del lanzamiento de jabalina de Miguel de la Quadra-Salcedo.

De la Cuadra, era un gran curioso de su propia vida que siempre (en palabras suyas), seguía descubriendo.

Se casó en 1965 en Tokio con Marisol Asumendi, con quien tuvo tres hijos, Rodrigo, Sol e Iñigo.

A mediados de los años 70, Miguel deja a un lado los reportajes por esos mundos de dios y comienza a realizar documentales de aventuras y de exploración como la “Ruta de Marco Polo”. Gracias a él pudimos contemplar las maravillas de los Budas de Bamiyan. Fue tras los pasos de Amundsen en el año 1977 sufriendo múltiples percances. La ruta de Orellana en 1978, le llevo a pasar las mismas penalidades que sufrieron aquellos conquistadores. Estuvo trabajando como domador de leones de la mano de Ángel Cristo. Durante su etapa del circo se comentaba que Miguel, dejaba su ropa en la jaula de los leones para que se acostumbraran a su olor. Participó como periodista gráfico en el “Camel Tropic” en los años 80 para RTVE. En el 84 participó en el concurso de RTVE a la caza del Tesoro y as u vez estaba preparando su “gran proyecto”: La Ruta de Quetzal aunque comenzó llamándose “Aventura 92” como homenaje al 500 aniversario del descubrimiento de América. Declarada de interés universal por la Unesco, propicia el intercambio cultural entre jóvenes de todo el mundo tomando como escenario los parajes más insólitos de Iberoamérica  Este proyecto siempre ha valido para explorar las civilizaciones de ambos lados del Atlántico y crear estrechos lazos entre sus gentes. 30 expediciones que han reunido a más de 10.000 jóvenes de Iberoamérica. Mas de cincuenta países con una historia en común, que como bien dice Miguel: “debería de estar más presente en la enseñanza”. Miguel fue ese gran creador de puentes que siempre habrá que estar cruzando para beneficio de toda la humanidad.

Este hombre que  en su pasaporte figura como profesión “girovago” fue arponero, explorador, domador, buscador de oro, reportero, aventurero, todo un Quijote con lanza en ristre que nos dejó un 20 de mayo de 2016, justo 490 años después de la muerte de Cristobal Colón

One Reply to “LA AVENTURA DE MIGUEL DE LA QUADRA-SALCEDO”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *